miércoles, 17 de mayo de 2017

Maradona no es una persona cualquiera


"Maradona no es una persona cualquiera, es un hombre pegado a una pelota de cuero. Tiene el don celestial de tratar muy bien al balón, es un guerrero. Es un ángel y se le ven las alas heridas, es la Biblia junto al calefón. Tiene un guante blanco calzado en el pie del lado del corazón. No me importa en qué lío se meta Maradona, es mi amigo y es una gran persona (el diez). En el alma guardo la camiseta de Boca que me regaló alguna vez. Diego Armando, estamos esperando que vuelvas, siempre te vamos a querer por las alegrías que le das al pueblo y por tu arte también."
 (Andrés Calamaro, "Maradona", Honestidad brutal 1, 1999)

En la primera oración nos encontramos con dos yuxtapuestas (sin nexo) en las que se puede establecer una relación semántica variada, que va desde la coordinación a la causalidad. Bien, en la primera yuxtapuesta nos encontramos con una oración atributiva con un sujeto y un PN con su atributo, mientras que en la segunda el sujeto está elíptico y es el mismo que en la primera; el PN incluye una oración adjetiva de participio ("pegado a una pelota de cuero", es decir, "que está pegado a una pelota de cuero"), que complementa al núcleo del atributo ("hombre"). A partir de aquí se suceden diversas oraciones con el mismo sujeto elíptico -el ínclito Maradona- en las que se ponderan las virtudes del astro argentino. Así, en la segunda nos encontramos de nuevo con dos yuxtapuestas cuya relación semántica podríamos decir que es copulativa (añade una nueva virtud de entre las muchas que adornaban al Diego). De esta manera, vemos que hay en la primera un PV ("Tiene el don celestial de tratar muy bien al balón") y una segunda con un PN ("es un guerrero"). La única dificultad reside en la primera, pues encontramos una OSS de CN ("de tratar muy bien al balón"), que, además, es no flexionada o de infinitivo. En su interior hay, por cierto un CRV ("al balón") y un CCM ("muy bien"). 

 Imagen de Maradona frente a Shilton y Butcher (¿o Fenwick?), justo antes de marcar
En la tercera oración hay dos yuxtapuestas, pero en la primera de ellas habría dos coordinadas copulativas; en la primera de ellas hay dos coordinadas copulativas enlazadas por la conjunción Y. En la primera coordinada copulativa hay una oración con PN ("Es un ángel"), mientras que en la segunda ("se le ven las alas heridas"), hay un SE dudoso, que podríamos discutir si es MPR (y, por tanto, "las alas heridas", sujeto paciente) o una voz media o tal vez un dativo ético, aunque quizás la opción más adecuada tal vez sea considerarlo una locución verbal ("se adivinan sus heridas"). En cualquier caso, valoraremos la discusión y razonamiento que se haga al respecto. En la segunda yuxtapuesta un atributo sencillito.
La cuarta oración incluye en su predicado (PV) otra oración adjetiva de participio ("calzado en el pie del lado del corazón"), que se analizaría como la anterior. La quinta oración, formada por tres copulativas tiene en la primera de ellas, en cambio, tiene otro sujeto, pues ahora será una OSS con función de sujeto ("en qué lío se meta Maradona"), en cuyo interior vemos una posible locución verbal ("meterse en un lío", que no lo es, aunque se podría discutir). Sea como fuere, lo más sencillo sería decir que "Maradona es el sujeto, "se meta" el núcleo verbal pronominal y, finalmente, "en qué lío" un CRV que incluye al nexo, que es un pronombre interrogativo ("qué"). Este sujeto lo es de un PV ("No me importa"), con un CI y un modificador oracional. Hasta ahora hemos visto la primera de las tres copulativas. En la segunda solo hay un PN, mientras que en la tercera lo mismo, con una posible aposición explicativa ("el Diez", que también podría justificarse como sujeto, claro) al núcleo del atributo.

Völler y Matthäus persiguen infructuosamente a Diego en el Mundial de Italia 90

La sexta oración tiene sujeto elíptico en primera persona (Yo) y el resto es PV ("En el alma guardo la camiseta que me regaló alguna vez"). Dentro de este PV hay un CCL de carácter metafórico ("en el alma"), un núcleo verbal ("guardo") y un CD con una OSAdj especificativa ("que me regaló alguna vez") al núcleo y antecedente nominal ("camiseta"). El nexo de la OSAdj desempeña, además, la función de CD, mientras que el "me" es un CI. 
Por último, la séptima oración es la más extensa, está compuesta por dos yuxtapuestas de carácter copulativo o consecutivo, y comienza con un vocativo ("Diego Armando"), para dar paso a una oración en la que el sujeto está elíptico ("nosotros"), con un núcleo verbal con perífrasis aspectual durativa de gerundio ("estamos esperando"), que es complementada por una OSS de CD ("que vuelvas"), muy fácil. La segunda yuxtapuesta, de nuevo, posee un sujeto elíptico en primera persona del plural, con un CCT ("siempre"), un pronombre personal ("te") con función de CD y un núcleo verbal que vuelve a ser una perífrasis aspectual, en este caso de infinitivo con valor de futuro, que es complementada por dos CCCausa coordinados. En el primero de los dos el núcleo nominal del término SN aparece a su vez complementado por una OSAdj especificativa ("que le das al pueblo"), cuyo nexo es, además, CD, mientras que el "le" es CI, como el "al pueblo"). Finalmente, vemos un modificador oracional afirmativo ("también"). Y eso es todo.


Narración del famoso "Gol del siglo" a cargo de Víctor Hugo Morales. El que le da el pase que lo deja solo es Héctor "El Negro" Enrique, mientras que Valdano asiste como espectador de lujo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario